Más de 195 millones de puestos de trabajo se perderán en todo el mundo debido a COVID-19, esto se anunció a principios de abril en BBC News.

Además, según los expertos, esta será la crisis global más extrema desde la Segunda Guerra Mundial. Según ha informado Naciones Unidas, 4 de cada 5 trabajadores han sufrido salarios bajos debido a la cuarentena. Pero, por otro lado, los grandes millonarios como Bill Gates pueden permitirse comprar mansiones en una pandemia.

Según Telemundo, el filántropo Bill Gates y su esposa compraron una “casa de vacaciones” en San Diego, California. Sí, en medio de una epidemia y con la economía mundial al borde del colapso.

La impresionante y lujosa residencia tiene un área de 1,767 metros cuadrados, con un extraordinario patio, y todas las comodidades que el segundo hombre más rico del mundo podría desear: Seis habitaciones complejas, una gran piscina y hasta su paraíso. , ya que tiene una playa privada.

¿Y cuál es el precio de mercado de esta residencia? $ 43 millones. Considerando que el salario mínimo en América Latina es de $ 6.5 por día (aproximadamente), el costo de la nueva casa de Bill Gates equivale a 6.6 millones de salarios mínimos. Simple, sin palabras.

Por L M