El avanzado sistema de defensa aérea Bavar 373, de fabricación iraní, ha rastreado y derribado con “éxito” un objetivo volante en pleno ejercicio militar.

Las Fuerzas Armadas de Irán han probado con éxito el sistema antimisiles Bavar 373 como parte de un simulacro de la red de defensa aérea integrada, denominado Modafean Aseman Valeyat 99 (Guardianes del Cielo de Velayat 99), informa este jueves la agencia local de noticias Fars.

El mencionado sistema pudo rastrear un objetivo volante a larga distancia, que tenía una “sección transversal de radar muy pequeña”, agrega el informe, detallando que el Bavar 373 derribó luego el blanco hostil con sus misiles de alta precisión.

El portavoz de los ejercicios, el general de brigada Abás Faraypur, ha congratulado este jueves la exitosa prueba del Bavar 373 y relevado los avances del país en fabricar sistemas de defensa aérea de última generación.

“Seguiremos desarrollando y fortaleciendo nuestros sistemas de defensa aérea y equipos militares para poder proteger los cielos de nuestro país”, ha subrayado el alto mando castrense, para luego advertir que las Fuerzas Armadas de Irán responderán con “el fuego pesado de artillería” a cualquier mínima agresión en contra del país persa.

Recientemente, Irán ha blindado su cielo, instalando radares de alta precisión en todo el país y fabricando misiles y aviones no tripulados (drones) de reconocimiento y de combate.

Teherán ha asegurado ya en reiteradas ocasiones que la capacidad militar del país es una línea roja y la doctrina de defensa se basa completamente en la disuasión, por lo tanto, destacan, el poderío militar de la República Islámica no representa amenaza alguna para los vecinos, ni para las demás naciones.